inicio quiénes somos normas de uso abreviaturas contacto

BÚSQUEDA DE TÉRMINOS



Acceso a búsqueda avanzada

TÉRMINOS VISITADOS  


TÉRMINOS RECIENTES

AGENDA CULTURAL
   Bodas de Sangre: Programación en Jaén
   Taller de creatividad dinamizado por Yanua para celebrar el Día Internacional del Libro Infantil
   Taller de fin de semana: Fotografía + Ciencia: fotografiando lo imposible



CON LA COLABORACIÓN DE



 

CARTAYA

VOLVER
Ver fotografas
(HU). El municipio de Cartaya es el de mayor extensión (225 Km 2, un tercio de la Comarca Costa Occidental) en la Provincia de Huelva, dista 22 km. de la capital y cuenta con 13.511 h., según el censo de 2001. Limita con los municipios de San Silvestre de Guzmán, Ayamonte e Isla Cristina al Oeste y Villanueva de los Castillejos al Norte. Al Este con la comarca metropolitana de Huelva "en concreto con los municipios de Gibraleón, Aljaraque y Punta Umbría" y al Sur con el Océano Atlántico. Aún contando con 15 km. de litoral, el núcleo urbano principal se encuentra a 9 km. de la costa, por lo que se trata de una población que complementa la vocación agrícola y ganadera con la marítima.

Su riqueza paisajística se encuentra tanto en un bosque de pinos entre campos de fresas y cultivos cítricos, como en la desembocadura del Río Piedras, que conforma el Parque Natural de las Marismas del Río Piedras y Flecha de El Rompido, con gran riqueza en flora y fauna. Esta última localidad "que representa a la economía marinera del municipio, presidiendo la ría que contiene el Parque" pasa de ser un tranquilo pueblo de pescadores a convertirse en una localidad turística que aún no ha alcanzado la estridencia expansiva de los grandes complejos del litoral. Al Este se encuentran las playas de Nuevo Portil y San Miguel, desde las que se puede acceder con servicios de barcas a las playas de la Flecha de El Rompido, las cuales ofrecen un paraje vírgen de arena blanca. Esta flecha es un avance de depósitos arenosos en la margen derecha del Río Piedras, que en una sedimentación continua se sigue prolongando ofreciendo abrigo a las embarcaciones que fondean en la ría, dando lugar a una zona ideal para la práctica de deportes acuáticos.

Aunque nos encontramos con la dicotomía propia del Litoral Andaluz, en la que la economía del turismo y la agricultura tienen que convivir, la presión urbanística de segunda residencia en el municipio se halla en el ámbito litoral, bien diferenciado del agrícola interior. Por lo que aún no se han dado conflictos relevantes, si se exceptúan las inquietudes que presenta el compaginar el turismo de playa con la protección del Parque Natural, especialmente en lo que se refiere a las condiciones de paso hacia las zonas de baño. El turismo trae prosperidad, con un desarrollo urbanístico cuidado, con calles y plazas céntricas limpias y animadas que dejan ver el nivel económico que se alcanza en los últimos años. No es menos importante el papel que la agricultura forzada y de técnicas avanzadas tiene en la economía de Cartaya; los cultivos de fresas y cítricos proliferan restando importancia a la ganadería bovina, ovina y caprina que no dejan de estar presentes.

Los orígenes del municipio son tan remotos como los primeros asentamientos fenicios, a los que se atribuye la fundación de la ciudad e incluso el nombre. También se hallan restos que atestiguan la presencia de los romanos. No obstante, la inseguridad de la zona con constantes ataques de berberiscos y normandos hace que no se pueda consolidar ningún asentamiento hasta bien avanzada la Edad Media, en la que forma parte del marquesado de Gibraleón, siendo construido el castillo a mediados del siglo XV. Posteriormente nacería la ciudad, como necesidad de ejercer presencia en una zona sobre la que se mantienen litigios con el Señorío de Gibraleón. El terremoto de 1755 destruye buena parte de los edificios públicos que son reedificados 30 años más tarde. Entre sus monumentos destaca la iglesia de San Pedro, del siglo XIII, la cual conserva una puerta mudéjar, siendo ésta el único elemento significativo que se conserva desde su origen, predominando el estilo barroco en general.

La gastronomía de Cartaya es variada en cuanto a sus tradiciones camperas y marítimas. En sus platos se pueden encontrar mariscos y pescados costeros, además de cordero del Andévalo y cerdo ibérico. En los municipios de la zona es típica la torta de Pascua, un ejemplo de repostería que recuerda a la coca catalana. Sus fiestas patronales en honor de la Señora del Rosario se celebran en el mes de octubre, al igual que una feria agrícola y ganadera, y en mayo, la Romería de San Isidro. La Semana Santa y los carnavales tienen también particular atractivo, como corresponde a buena parte de los municipios andaluces. Por otra parte, el núcleo de El Rompido tiene también sus fiestas veraniegas en julio. [ Jesús Gabriel Moreno Navarro ].

 

 
ZONA DE USUARIOS
Usuario:
clave:
 

MUSEOS ANDALUCES
Almería
Museo de Almería
Cádiz
Museo de Cádiz
Córdoba
Museo arqueológico y etnológico
Granada
Museo de la Alhambra
Granada
Parque de las ciencias
Huelva
Museo de Huelva
Jaén
Museo de Jaén
Málaga
Museo Carmen Thyssen
Málaga
Museo de Málaga
Málaga
Museo Interactivo de la Música
Málaga
Museo Picasso Málaga
Sevilla
Centro Andaluz de arte contemporáneo
Sevilla
Museo Arqueológico


   Andalupedia © 2013 - Todos los derechos reservados      Señas de identidad      Aviso legal      Créditos  22 de noviembre de 2019